ANÁLISIS OFICIALES

ANÁLISIS OFICIALES

Tu privacidad, al descubierto por culpa de Clash of Clans

Los millones de jugadores del título de SuperCell preocupados por numerosos robos de datos.

Clash of Clans
Clash of Clans | Defconplay

¿Eres jugador de Clash of Clans? Si la respuesta es un rotundo “sí”, deberías de prestar más atención a esos mensajes que aparecen durante la partida y en los que se ofertan o promocionan diferentes opciones y estrategias. El motivo no es otro que el robo de datos que estarían directamente vinculados a tus cuentas de Google y Facebook.

Así lo ha hecho saber Kapersky Lab, una de las compañías más importantes en lo que a la seguridad informática se refiere. Tal y como ha indicado uno de los analistas de la empresa, Andrey Kostin, recientemente se han realizado todo tipo de ataques, phising más concretamente, en el juego de SuperCell.

Clash of Clans | SuperCell

En plena partida nos aparecerán mensajes en los que se nos incita a entrar a través de promociones que hablan de optimizar la experiencia de juego o adquirir mejores estrategias con el fin de ganar la partida. El ciberataque no ha pillado por sorpresa para Kapersky Lab, pues según relata Andrey, son cada vez más comunes este tipo de acciones debido a su enorme éxito, ya sea en dispositivos móviles, consolas o PC.

“Cuanto más popular es el juego, mayor es la probabilidad de que los estafadores o hackers busquen hacer una fortuna aprovechándose de su popularidad”; comenta Andrey. El analista recomienda además la instalación única y exclusivamente desde la web oficial del producto.

“Un ejemplo conciso y concreto es organizando este tipo de ataques de phising que buscan obtener credenciales de los jugadores y así poder realizar otro tipo de ataques”; apunta Kostin.

Clash of Clans | SuperCell

No es el primer caso que viven en SuperCell. A principios de 2017, Clash of Clans experimentó un ataque a través de sus foros que se tradujó en la filtración de miles de datos referentes a los usuarios. El gigante de los títulos para Android e iOS es una de las empresas que más ciberataques recibe a lo largo del año. Tal y como explicaba Andrey de Kapersky Lab, hablamos de una empresa muy popular en el sector y que arrastra más de 100 millones de jugadores alrededor de todo el mundo.

Clash Royale, el éxito de SuperCell que congrega a millones de jugadores frente a su dispositivo móvil

Supercell ha vuelto a demostrar que es capaz de dejarnos pegados a nuestro dispositivo móvil con un juego sencillo, apto tanto para usuarios hardcore como por supuesto para los menos duchos en esto de los videojuegos. Tras el arrollador éxito de Clash of Clans, el estudio regresa a la carga con su nuevo título, Clash Royale, pero ¿qué tiene su nuevo título que raro es el móvil en el que no lo encontramos?

Para empezar destaca la brevedad de sus partidas, siendo éste un elemento clave para todo juego móvil que se precie. En Clash Royale tendremos tres minutos para derribar el mayor número de torres enemigas posibles. Por otra parte, y al contrario que Clash of Clans, el nuevo juego de Supercell deja de lado el tener que controlar un gran mapa cargado de iconos para pasar a tener toda la información necesaria sobre una misma pantalla, otro factor que suma puntos positivos de cara a facilitar la experiencia en dispositivos móviles, ya sean smartphones o tablets.

Si hablamos de la jugabilidad, Clash Royale es la mezcla perfecta entre el género Tower Defense y un juego de cartas. En el primero deberemos de mantener a buen recaudo nuestras defensas, pero por supuesto buscar el ataque con el que mermar la base rival. En la otra cara de la moneda entra en juego el formar una baraja de cartas lo suficientemente equilibrada para ser capaces de improvisar ante cualquier situación.

Es esta última característica la que mayor adicción genera. El coleccionismo de Clash Royale reside en superar partidas, obtener monedas y cofres. El oro nos vendrá a las mil maravillas para mejorar las tropas en los enfrentamientos; los cofres por el contrario vendrán acompañados de cartas aleatorias con las que crear nuestro mazo.

Y con estos sencillos factores: brevedad de partidas, jugabilidad accesible incluso para los jugadores más inútiles y un elevado factor de coleccionismo, cuando queramos darnos cuenta ya estaremos enganchados a Clash Royale. No podemos pasar por alto la competitividad que genera el título, pues nuestros rivales serán otros jugadores que como nosotros, no se rendirán hasta echar abajo el mayor número de torres y llevarse el botín. En definitiva, Clash Royale es uno de esos juegos en el que el lema “una más y lo dejo” nunca se cumplirá.

Seguro que te interesa

Más noticias

Los mas vistos

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.