Neox Games » Cultura Gamer

GRANDES CURIOSIDADES

La Gran Muralla China está hecha con arroz y otras cosas increíbles que no sabías de ella

La emblemática fortificación esconde numerosos secretos que no todos conocen, te contamos algunas de sus curiosidades que te dejarán con la boca abierta.

Imagen de la Gran Muralla china

EFE Imagen de la Gran Muralla china

Publicidad

La Gran Muralla China es uno de los monumentos más conocidos del gran país asiático. Declarada Patrimonio de la Humanidad por la Unesco en 1987, fue construída entre los siglos V a.C. y XVI d.C. para proteger al Imperio Chino de los nómadas xiongnu provenientes de Mongolia y Manchuria. Si contamos toda sus ramificaciones, cuenta aproximadamente con unos 20.000 kilómetros de largo, que van desde la frontera con Corea hasta el desierto de Gobi. Mide entre 6 y 7 metros de alto y su anchura varía entre los 4 y 5 metros.

Aunque actualmente se conserva solo un 30% de la Gran Muralla China, gracias a su historia y sus grandes dimensiones es conocida en todo el mundo. Al ser considerada una de las siete maravillas del mundo, cuenta con gran popularidad y ya es uno de los lugares más visitados de toda China.Sin embargo, todavía tiene detalles ocultos. Aunque algunos ya conocen muchos aspectos de este monumento histórico, existen datos menos populares pero que son totalmente increíbles.

Una muralla hecha con arroz. Aunque parezca sorprendente el arroz glutinoso fue uno de los ingredientes utilizados para construir la Gran Muralla China. Sus propiedades adhesivas hicieron que fuera incluído en la masa utilizada por aquella época parar su construcción.

No es una estructura contínua. Aunque muchos pensarán que la Gran Muralla China es un muro que recorre miles de kilómetros seguidos, la realidad no es así. Este monumento está constituído en diferentes tramos situados en la zona norte de su territorio.

Una construcción de más de 1.800 años. En el año 221 a.C. bajo la dinastía Qin, se comenzó la construcción de una muralla de 5.000 kilómetros para proteger China. Con el paso de los años, diferentes dinastías fueron incluyendo sus propias murallas hasta crear la Gran Muralla China, siendo la de dinastía Ming la que todavía se conserva.

Muralla china | mega

Ayudar a los espíritus atrapados. La Gran Muralla China fue testigo de una gran cantidad de muertes por lo que muchos tenían miedo de que el espíritu de sus familiares se quedara atrapado entre los muros de este lugar. Para evitar este problema surgió la tradición de que un familiar tenía que cruzar el muro con un gallo a cuestas y con ello guiar a los espíritus lejos de la muralla.

El trabajo de la muralla como condena para criminales. Como si de servicios a la comunidad se tratase, durante la dinastía Qin, los condenados tenían que trabajar en la construcción de la Gran Muralla China. Como estos no eran suficientes, se mezclaban con el resto de trabajadores pero con algunas señas que los identificaran como tener la cabeza afeitada y cadenas en sus extremidades.

Publicidad