Neox Games » Noticias » Actualidad

COMPLETAMENTE DIFERENTES

Aterradores y divertidos: Una IA convierte a estos personajes en personas demasiado reales

Los resultados de esta Inteligencia Artificial no son los más óptimos, creando verdaderos monstruos entre personajes conocidos.

Publicidad

El uso de la Inteligencia Artificial en los videojuegos es cada vez más común, ya sea como implementación por parte de las compañías en sus estudios, o bien con los jugadores quienes abren nuevas posibilidades. Algunos resultados son francamente sorprendentes, mientras que otros, en cambio, nos ponen los pelos de punta y no precisamente para bien.

StyleCLIP es una IA que se ha convertido en protagonista estos días gracias a sus resultados con varios de los personajes más famosos de la industria de los videojuegos. Todos hemos visto alguna vez a los luchadores de Street Fighter, hayamos o no probado el título de Capcom. Su premisa no es ofrecer un juego fotorrealista, sino capturar más esa estética propia del anime.

El uso de la IA se ha convertido para muchos jugadores y expertos en tecnología en una propuesta a utilizar para mejorar los videojuegos o incluso retar a otros usuarios

Pero, ¿qué ocurriría si el videojuego de lucha de Capcom se pasa a su vertiente más realista? El resultado es terrorífico, así, sin paños calientes. StyleCLIP ya ha trabajado previamente en este ámbito de convertir personajes de ficción para dejar un aspecto más realista, pero parece que Street Fighter se le resiste.

 

Los carismáticos peinados de Street Fighter, sus peculiares facciones, entre otros elementos podrían ser los principales 'culpables' por los que StyleCLIP no es capaz de crear personajes realistas y sí deformarlos. No todos sufren las consecuencias, tal es el caso de Chun-Li, por ejemplo. Pero otros bien podrían protagonizar una película de terror.

El uso de IA es cada vez más común. Sony es una de las compañías que más ha trabajado con este tipo tecnología en PlayStation 5 para ofrecer diversas mejoras y facilidades para sus jugadores. Los propios usuarios en sí también han creado todo tipo de experimentos. Uno de los más divertidos y comunes es convertir a esta tecnología en un rival imbatible.

 

Publicidad