Los Juegos Olímpicos son una tradición milenaria, y por ello, cada cuatro años el mundo se paraliza para ver competir a los deportistas de élite en decenas de modalidades diferentes. Prácticamente todos los países se vuelcan y preparan para esta competición, que el año que viene tendrá sede en Tokyo. Para promocionar el evento, Japón ha decidido preguntarse…¿cómo serían los países si fuesen personajes de anime?

Para responder a esta pregunta, la organización de los JJOO contrató a un grupo de artistas conocidos como World Flags. Estos dibujantes representaron a cada uno de los países como si fuesen personajes sacados de un anime japonés. Además de llevar cada uno una representación de su bandera, todos los diseños reflejan un montón de estereotipos que a menudo se relacionan con el país en cuestión.

 

 

Y sí, por supuesto que está España. Los japoneses han optado por el estereotipo clásico y han dibujado a un personaje luciendo un traje de luces con el gesto clásico del toreo. En la imágen puede leerse el mensaje de “Amor, la rojigualda”, haciendo referencia a los colores de nuestra bandera. En la parte superior puede leerse también “Bondad, hermosura, poco dura”.

Aunque pueda caer en el estereotipo más forzado que nos podamos imaginar, en medio de un montón de caracteres japoneses puede leerse algo más: “¡Está bueno!”. Ahí nos han pillado, en nuestra gastronomía todo está bueno, eso no se discute.