El género sandbox se ha convertido en el gran protagonista de la actual generación de consolas. Gracias a la potencia de PlayStation 4, Xbox One y Nintendo Switch, los estudios han ofrecido grandes aventuras, disparando las posibilidades jugables, y alargando la duración de los juegos con mundos cargados de tareas y detalles. Hay una cantidad abrumadora de uegos de mundo abierto en la actualidad, sin embargo sólo unos pocos han conseguido colarse en nuestra lista de compras obligadas.

El rey indiscutible en la presente generación si hablamos de juegos de mundo abierto es The Witcher 3. CD Projekt RED ha creado un RPG de acción en el que esextraño encontrar una misión secundaria de relleno o un lugar que no merezca la pena visitar. Todo ello sin perder el ritmo en la historia principal, algo que no todos en su género pueden decir. Por si el mapa original, ya de por sí de considerables dimensiones, se te queda corto, el estudio polaco añadió en su última expansión un nuevo escenario para explorar.

PlayStation 4 ha recibido una buena tanda de sandbox estos años atrás. Horizon Zero Dawn se coloca como uno de los exclusivos más interesantes y un juego de mundo abierto muy a tener en cuenta. Es una mezcla de rol y acción al más puro estilo Monster Hunter, pero con un enfoque francamente original. En Horizon Zero Dawn tendremos preciosos mapas para recorrer mientras tratamos de descifrar el misterio de los dinosaurios en forma de máquinas, y el pasado de la humanidad.

The Witcher 3 | CD Projekt RED

Red Dead Redemption 2 es la última joya de Rockstar, su proyecto más ambicioso hasta la fecha y uno de esos juegos en los que merece la pena perderse aunque sólo sea para pasear. Dejamos la fantasía y la ciencia ficción para situarnos en el Lejano Oeste, una ambientación recreada con maestría que llama la atención por su realismo. A su jugabilidad y gran fidelidad al Salvaje Oeste le acompaña un apartado visual que alcanza la excelencia.

Nintendo Switch no iba a quedarse sin su juego de mundo abierto estrella. The Legend of Zelda: Breath of the Wild ha supuesto toda una revolución tanto para la industria del videojuego, como para el género sandbox. La aventura mas atrevida de la historia de Nintendo es también la más grande, ofreciendo casi infinitas posibilidades al jugador a la hora de afrontar desafíos.

Aunque el quinto puesto podría estar protagonizado por muchos otros videojuegos de mundo abierto, en esta ocasión nos decantamos por Marvel’s Spider-Man. Considerado ya como el mejor juego de superhéroes en lo que llevamos de generación, Insomniac Games ha sabido plasmar con maestría las aventuras del hombre araña, siendo complicado que el jugador se aburra entre las decenas de tareas y misiones a completar mientras sobrevolamos Manhattan derrotando icónicos villanos.