Las trampas en los videojuegos no es sólo perteneciente al mundo del PC. No han sido pocas las veces que se ha pillado a tramposos en PlayStation 4 o Xbox One. Ya sea Call of Duty, Fortnite, Battlefield o FIFA, son muchas las maneras en las que se puede, o no, detectar a uno de estos usuarios tóxicos, capaces de arruinarnos la partida.

Sony se está tomando muy en serio la calidad de su comunidad de jugadores de cara a la próxima generación, por lo que ya han patentado un sistema anti-tramposos para PlayStation 5 y que lucharía contra la piratería. Este nuevo sistema de seguridad se encargaría de encontrar cualquier comportamiento extraño basado en el código del juego. De esta manera y una vez localizado el usuario responsable de alterar el título mediante hacks, trucos o cualquier otro método ilegal sería inmediatamente expulsado de PlayStation Network.

Tal y como explica la propia Sony, el sistema comparará el código del juego base y por ende lícito, con el del usuario. En caso de que se produzca cualquier tipo de alteración, estaríamos hablando de un producto o actividad ilícita. Es en este momento cuando la compañía podría tomar dos opciones para solventar el problema. Ya sea mediante un algoritmo que realizaría el sistema de seguridad de PlayStation 5 o bien de forma manual, técnicos especializados que revisarían las partidas o posibles alertas de otros jugadores. Sea como fuere, y en caso de que estemos hablando de una alteración del código y por ende trampas, el jugador sería expulsado.

Dualshock 4 | Pixabay

Aunque la idea ha sido aplaudida por parte de los futuros compradores de PlayStation 5, existen varios puntos que están despertando un debate en redes sociales y foros. ¿Qué ocurre en caso de que el sistema detecte un fallo de conexión puntual, errores referentes a la verificación o cualquier otro inconveniente ligado a problemas del propio juego y no del jugador?