Aunque durante un tiempo, la nueva consola de Microsoft se daba a conocer como Xbox Scarlett, finalmente la compañía anunciaba durante los Game Awards no solo su aspecto, sino también su nombre oficial. Bautizada como Xbox Series X, las dudas han asaltado a los jugadores, por lo que la compañía ha tratado de despejar todas estas con nueva e interesante información.

En un comunicado compartido con Business Insider, la compañía ha aclarado el punto sobre su nombre. Tal y como indican, el nombre de la siguiente generación de consolas es, simplemente, Xbox. El nombre de Xbox Series X es una forma de dejar espacio para otras consolas que puedan llegar adicionales en el futuro. De este modo, se hacía una presentación oficial de un único modelo y, sobre todo, una forma de señalar hacia las capacidades de la nueva consola, tal y como confirmaba hace apenas unos días el propio Phil Spencer.

Xbox Series X | Microsoft

En lo que respecta a la retrocompatibilidad, las dudas no han dejado de asaltar a los jugadores. Y es que muchos se preguntan si la nueva consola de Microsoft será retrocompatible con las anteriores generaciones y el momento en el que este podrá ser un sueño cumplido. Pero tal y como ha garantizado Phil Spencer a Gamespot, esto será posible desde el primer día. Una confirmación que ha apoyado al indicar que él ha jugado bastante a juegos de Xbox 360 y One en su Xbox Series X para, de ese modo, poder garantizar que la retrocompatibilidad esté disponible desde el primer día.

Pero, por si las dudas todavía estaban presentes en la mente de los fans, ha sido el director asociado de gestión de software, Jason Ronald, quien ha querido apoyar la confirmación de Phil Spencer mencionando que, actualmente, tienen miles de juegos que se ejecutan en Xbox One y quieren que esos juegos se puedan disfrutar en la nueva consola, aunque también quieren que los servicios lo hagan. Quieren que la lista de juegos, puntos de logro, lista de amigo, partidas guardadas y el resto vayan con los jugadores; por ello, no pondrán barreras a la hora de dar el salto a la nueva generación.