Neox Games » Noticias

EVITA EL CALOR

Cómo mantener tu consola fría en épocas de calor

Nuestra consola sufre en épocas de mucho calor y por suerte hay una serie de trucos sencillos que nos permiten mantenerla en perfectas condiciones.

Hyliacom

Publicidad

El verano está a la vuelta de la esquina, algo que notamos con la subida de las temperaturas. Si bien este calor se relaciona con la playa o los días de calma, también es sinónimo de problemas en lo que respecta a los dispositivos eléctricos, sobre todo para aquellos que pasan muchas horas encendidos.

Entre la larga lista de dispositivos que sufren con la llegada de las olas de calor nos encontramos con las consolas. Este dispositivo que nos ayuda a disfrutar de largas horas de juego, también es el primero en sufrir las consecuencias del calor. Con intención de que puedas mantener tu consola en condiciones óptimas, vamos a compartirte una serie de pautas útiles que te ayudarán a refrescar tu consola en época de calor.

El lugar ideal para situar la consola

Uno de los puntos más importantes para mantener una buena refrigeración de la consola es el lugar en el que la sitúas. Evita acomodar tu consola cerca de la pared o lugares estrechos ya que con esto solo evitarás que la consola expulse el exceso de calor. Igual de importante es que evites los lugares muy altos ya que el calor tiende a subir y esto afectará negativamente a tu consola.

A la hora de acomodar tu consola, no sitúes un trapo debajo de esta. Si bien esta idea puede venir relacionada con evitar que esta coja un exceso de polvo, la tela le dará un extra de calor que hará que el dispositivo se resienta. Teniendo esto en cuenta, a la hora de acomodar nuestra consola es importante que busquemos un lugar alejado de corrientes y un punto fresco que quede a cubierto, alejado en todo momento de ventanas y otros dispositivos eléctricos.

Elige bien tus horas de juego

La hora a la que juegas es importante. Adapta tus sesiones de juego a las horas en las que las temperaturas bajen, es decir, tarde-noche será el instante ideal. En caso de que tengas un ventilador a mano, también puedes acomodarlo de tal forma que, aunque alejado de la consola, pueda refrescar el dispositivo mientras juegas. No se trata de una solución ideal, pero sí de una que aporta una buena ayuda.

Mantén tu consola limpia

La limpieza de nuestra consola es tan importante como las horas de juego o la situación del dispositivo. Si quieres mantener tu consola en perfecto estado, tienes que limpiar esta regularmente, evitando la acumulación de polvo en todo momento. Este punto es sumamente importante a lo largo del año, sin embargo, en época de verano debe estar muy presente en la rutina. Después de todo, debemos pensar que el polvo le dará un exceso de calor a la consola, lo que puede traducirse en terribles consecuencias.

SEGURO QUE TE INTERESA:

¿Sabes cuál es el verdadero significado de los botones de PlayStation?

Publicidad