Miguel y Celia

Publicidad

Neox » Programas » Love Island » Mejores Momentos

La crónica

Los isleños se inundan de emoción al leer las cartas de sus familiares

Los isleños han recibido una sorpresa que les ha alegrado el día: unas cartas de sus seres queridos han provocado que acabaran envueltos en lágrimas de nostalgia.

Los isleños siguen dándole vueltas a los resultados de la votación, sobre todo las chicas, que algunas no pueden creerse la imagen que tienen de ellas fuera de la villa, unas para bien, como es el caso de Cari por haber sido la menos votada; y otras para mal como Bea, que no sabe cuál ha sido el detonante que haya animado a la gente a que la eligiese para abandonar la villa.

Llega una sorpresa que hace saltar de emoción a los isleños: la influencer Vikika Costa llega a la villa para darles una clase de entreno virtual, pero empieza siendo ejercicio y acaba siendo una locura de entrenamiento

Marina está convencida de que Pedro tiene dudas a la hora de estar con ella y decide tener una conversación privada con él. Pedro confiesa que efectivamente lleva unos días rayado, pero el isleño admite que le ha hecho sentir cosas desde el primer día.

Leen las cartas: un momento de lo más conmovedor

Los isleños están pasando el rato cuando les llega un mensaje: pronto van a tener noticias de sus familiares y amigos. Todos se emocionan, gritan y aplauden. Cada uno de ellos recibe una carta que les hace llenarse de fuerza y felicidad, y las lágrimas de nostalgia han estado más que servidas, sobre todo para Adele y Jovan, que se han visto reforzada su relación con las tiernas palabras de sus seres queridos.

Llega un juego de lo más divertido: 'Love Boat', donde cada pareja se enfrenta a distintos retos que deben superar si no quieren ser eliminados. Finalmente Celia y Miguel se proclaman victoriosos.

Moure y Yaiza y Marina y Pedro, en privado

Moure y Yaiza tienen una conversación donde él confiesa que por ella “le ha surgido un interés” y tiene claro que va a ir a por la leonesa. Por otro lado, Cari y Adonis, siguen tiendo ese tonteo que tanto les representa. Moure tiene un detalle con Yaiza; le da un anillo "reciclado" y a ella eso le hace feliz.

La pareja de Marina y Pedro parece estar mejor que nunca. Ambos hablan con mucha ilusión de un futuro como pareja e incluso admiten que les gustaría vivir juntos: se plantean si vivir en Madrid o en Sevilla.

Llega la noche y aparece Cristina Pedroche de manera inesperada en la Villa. Pero, para sorpresa de todos, la presentadora les informa de que hoy no habrá reemparejamiento, que viene simplemente de fiesta. Ellos no pueden estar más felices y bailan con ella. Después, todos se sitúan frente a Cristina Pedroche y ella comienza a hacer preguntas personalizadas a cada pareja, para descubrir en qué punto de la relación están.