Neox Games » Cultura Gamer

¿FALTA DE HABILIDAD FONÉTICA?

¿Por qué a los japoneses les cuesta tanto pronunciar palabras en inglés?

La respuesta te sorprenderá, ya que tiene más relación con los “ojos circundantes” que con la propia habilidad fonética del idioma.

Colegiales japoneses

Pixabay Colegiales japoneses

Publicidad

La enseñanza del inglés en las escuelas niponas radica en la importancia de la dinámica de grupo, algo que sin duda resulta un tanto intimidante para todos los estudiantes a la hora de pronunciar en inglés. ¿Por qué sucede esto? Ya que la mayoría de los alumnos suelen utilizar la pronunciación katakana para hablar inglés.

La pronunciación katakana se refiere a la pronunciación de las palabras en inglés tal y como se escribirían en katakana. Por ejemplo, la palabra “sit” (sentarse) se convertiría en “shitto”, “light” (luz) en “raito”, o “thing” (cosa) en “shingu”. A pesar de que no hay nada malo en usar la pronunciación katakana para ayudar con la fonética de una palabra, lo cierto es que la mayoría de los estudiantes japoneses la utilizan todo el tiempo en clase para no sobresalir respecto a sus compañeros.

Como bien dice el dicho popular “Deru kugi wa utareru” (“el clavo que sobresale es amartillado”), los estudiantes que sobresalen en la escuela si tienen mala suerte, son intimidados. Así lo expresaba en Twitter una maestra de secundaria llamada Shira, haciendo que su tweet llamase la atención de todos los usuarios.

 

Aquí podemos leer: "Cuando los estudiantes japoneses de secundaria y preparatoria tratan de mejorar su pronunciación en inglés, su mayor obstáculo son los "ojos circundantes". Si solo una persona habla con acento nativo, se destacarán en la clase y si tienen mala suerte, serán intimidados. Incluso hay casos en los que a algunos estudiantes retornados les molesta, por lo que deliberadamente hablan con una mala pronunciación del katakana".

Shira aclaraba que esta conclusión a la que ha llegado se debe a sus experiencias personales, conocimientos provenientes de libros e historias de otros estudiantes. Además, ha podido comprobar en todos sus años de experiencia el fenómeno de los “ojos circundantes” del que hablaba. Este tweet ha provocado que muchos estudiantes se sintieran aludidos y quisieran compartir sus historias acerca de sus experiencias hablando inglés en la escuela:

"Aunque me crié en un país de habla inglesa cuando era un niño, no podía hablar en absoluto en la escuela en Japón. Cuando levantaba la mano para dar mi opinión en clase, los estudiantes se reían tontamente, y cuando pensaba que intentaría usar la pronunciación correcta, los estudiantes se reían tontamente. Era una de las razones por las que odiaba la escuela."

Calle japonesa | Pixabay

"Cuando era estudiante de tercer año de secundaria, una estudiante de la misma clase que yo, que hablaba inglés desde la escuela primaria, participó en un concurso de oratoria en inglés. Tenía una pronunciación en inglés muy bonita, pero un chico de nuestra clase se burló de ella y dijo: "Suena a chino. China, China". Mirando hacia atrás ahora, no puedo creer lo terriblemente racista que fue."

"Cuando era estudiante de secundaria, escuché mucha música rock británica, y cuando lo pronuncié de la forma en que lo escuché en una canción en mi primera clase de inglés, el profesor se rió de mí por la nariz como para decir, "¿Qué estás tratando de hacer?" Después de eso, hablé con pronunciación katakana. Odiaba las clases de inglés y me sentí cohibido por ser malo con el inglés mismo."

"Mi novia y yo levantábamos la mano e intentábamos hablar en inglés tanto como podíamos en la clase de inglés, pero nos intimidaban por ello. No hay más remedio que utilizar la pronunciación katakana japonesa durante la educación obligatoria en las escuelas secundarias públicas. Puedes usar una pronunciación familiar para los hablantes nativos sólo después de la escuela o en las escuelas de conversación en inglés, por lo que la forma en que pronunciamos las cosas se dividió según los diferentes entornos."

Publicidad