Poco a poco nos van llegando detalles sobre las próximas consolas que llegarán al mercado, al menos según todos los analistas, en 2020. Hablamos de PS5 y su mayor rival, Xbox Scarlett, las cuales estarán preparadas para reproducir imágenes 4K haciendo gala de las últimas tecnologías gráficas, como es el caso del raytracing. esta tecnología de iluminación, que básicamente controla la dirección, rebote y reflejos de la luz, hace mucho más realistas las escenas creadas por los desarrolladores en los videojuegos.

Al parecer un desarrollador de Gears 5, videojuego que técnicamente es una delicia en Xbox One X, ha confirmado que esta funcionalidad gráfica será mucho más sencilla en la próxima consola de Microsoft, conocida como Project Scarlett. Colin Penty, director técnico de Gears 5, asegura sentirse "súper emocionado" con Scarlett, ya que "tener un hardware dedicado al raytracing es algo enorme".

Gears 5 | Microsoft

Eso sí, los responsables del shooter aseguran que en este momento "no tenemos nada que anunciar en términos de relacionar Gears con el nuevo hardware". La compatibilidad completa con raytracing seguramente esté favorecida por el uso de nuevos modelos de su GPU Radeon con arquitectura RDNA, las cuales estarán más preparadas para soportar este tipo de mejoras gráficas, incluso dedicando recursos sólo a ello.

La arquitectura RDNA mejora el rendimiento y el consumo energético, potenciando las GPU para juegos de 7nm de AMD. Genera menos latencia y necesita menos potencia y ancho de banda para brindar experiencias de juego de gran calidad.