Seguro que alguna vez has pasado una noche en vela jugando a ese videojuego que tanto esperabas o realizado una quedada con un buen puñado de amigos en tu casa. Si crees que estas experiencias serían dignas de un Récord Guinness, espera a conocer varios de los retos más locos en la categoría de videojuegos en estos prestigiosos premios.

FIFA no sólo es una de las franquicias más exitosas del mundo, sino también una de las favoritas a la hora de lograr Récords Guinness. Para Patrick Hadler, un joven de tan sólo 19 años las goleadas en el título de EA Sports alcanzan la friolera de nada más y nada menos que 321 goles ¡en un mismo partido! Semejante barbaridad de goles le otorgó, como no podía ser de otra manera, el correspondiente Récord Guinness.

Siguiendo con el título de EA Sports, Christopher Cook logró otro récord aunque eso sí, muy poco recomendable. Este británico fue capaz de estar 48 horas 49 minutos y 41 segundos jugando sin parar a FIFA. Eso sí, al menos donó la recaudación de su reto a fines benéficos.

 

Dark Souls es un juego harto complicado para muchos jugadores. Requiere de cierta habilidad pero sobretodo mucha paciencia. Benjamin Gwin no conoce estos dos requisitos, pues el jugador tiene su Récord Guinnes al superar Dark Souls de la forma más inverosímil. Si el periférico habitual para jugar al videojuego, el mando, puede resultar un dolor de cabeza, el bueno de Benjamin ha completado el título con un piano, una guitarra, un micrófono y un largo repertorio de instrumentos.

Los que somos aficionados a los videojuegos nos gusta presumir de colección. Lo que ocurre es que la videoteca de Antonio Romero Monteiro está a otro nivel. Nada más y nada menos que un total de 20.139 videojuegos ostenta en su casa. La colección está compuesta de auténticas rarezas, además de títulos recientes.