Exactamente en 2016 conocíamos un juego llamado Foldit. Un increíble título desarrollado por la Universidad de Washington y publicado en 2008 con el que se busca, a base de completar puzles, encontrar soluciones a enfermedades que afectan a todo el mundo. Mientras que las primeras noticias que teníamos de este título era con la intención de buscar la solución al Alzheimer, en esta ocasión el estudio se centra en uno de los virus que más titulares está completando en la actualidad.

El coronavirus ya ha sido protagonista de muchas publicaciones, incluso en el mundo de los videojuegos. Pero, en esta ocasión, los jugadores tratarán de buscar una solución contra el coronavirus. Actualmente, el juego ya cuenta con una comunidad de más de 200 mil jugadores que tratan de diseñar una proteína antivírica para poder bloquear la proteína propia del COVID-19, las cuales interactúan con las células humanas.

 

En la web oficial los creadores explican que si pueden diseñar una proteína que se amarre al pico proteico del coronavirus, esta podría llegar a ser utilizada para bloquear la interacción con las células humanas, lo que nos daría una forma de parar esta infección. Y es que, según explican, el coronavirus cuenta con una proteína que se amarra firmemente a una proteína receptora que se encuentra en la superficie de las células humanas. Una vez amarrado, infecta la célula y consigue replicarse.

Por supuesto, para aquellos que quieran participar, los creadores recomiendan comenzar por los desafíos que se encuentran en Foldit Intro Puzzles y, una vez hecho esto, pasar a los rompecabezas introducidos en la sección Beginner: Coronavirus. Así, una vez estén estos puzles dominados, será el momento de que el jugador diseñe desde cero una proteína antivírica contra el coronavirus.